La diferencia está en nuestro servicio. Desde 1836.
Una floreciente industria textil, siderúrgica y metalúrgica crea el marco para el desarrollo económico de la provincia prusiana del Rin a principios del siglo XIX. La navegación a vapor revoluciona el comercio en el Rin y la navegación en este río gana en importancia.

1836

En este entorno de prosperidad económica, Leopold Wilhelm Cretschmar, de 25 años, funda en Düsseldorf la sociedad L.W. Cretschmar como una "empresa de transporte y consignación".

1836

El joven empresario instala su sede cerca de la antigua grúa del Rin. En los primeros años se dedica principalmente al transporte de mercancías por barco desde y hacia el Alto Rin.

1836

Las siguientes 3 décadas se caracterizan por un desarrollo continuo. El ferrocarril y la zona industrial cercana abren nuevas oportunidades para la expansión del negocio.

La joven empresa participa también en el floreciente transporte del Rin al mar, que organiza el tráfico de mercancías a puertos marítimos nacionales e internacionales.

Ya en 1846, Leopold Wilhelm Cretschmar trabaja como cofundador en el desarrollo de la Sociedad de Navegación a Vapor de Ruedas del Bajo Rin en Düsseldorf.

1837 - 1872
TOP